skip to Main Content
"Positioning your Small Business with the World’s Biggest Customer"®

China paga a medios de EE. UU. para que distribuyan su propaganda

Parece mentira, pero es cierto: mediante el periódico China Daily, el Partido Comunista Chino (PCC) pagó más de cuatro millones de dólares a medios de prensa estadounidenses entre el 1° de mayo y el 31 de octubre pasados con el fin de que estos divulguen su propaganda en territorio norteamericano.

Lo anterior fue dado a conocer en un comunicado de la Ley de Registro de Agentes Extranjeros (FARA, por sus siglas en inglés), perteneciente al Departamento de Justicia de los Estados Unidos, y vino a confirmar lo que ya se venía sospechando: que el citado diario chino, vocero del PCC, ha estado pagándole a más de 10 publicaciones de nuestro país.

La propaganda china en EE. UU.

De acuerdo con el reporte de FARA, el PCC pagó más de un millón de dólares a los siguientes medios para imprimir el China Daily en nuestro territorio:

  1. Los Angeles Times
  2. Bay Area Production Services, LLC (San Francisco)
  3. The Seattle Times
  4. Chicago Tribune
  5. Walton Press, Inc. (Atlanta)
  6. FNP Printing & Publishing (Washington, D.C.)
  7. Stellar Printing, Inc. (Nueva York)
  8. The Houston Chronicle
  9. The Boston Globe
  10. Hawaii Hochi Ltd
  11. Sun Sentinel Company (Miami)

Paralelamente, por espacios publicitarios (incluidos artículos completos del China Daily), el PCC pagó casi $750 000 a las siguientes publicaciones:

  1. The Wall Street Journal
  2. Los Angeles Times
  3. Foreign Policy
  4. Financial Times

Según especifica The Epoch Times en su artículo “El medio estatal chino sigue pagando millones a periódicos estadounidenses por publicar su propaganda”, «los gastos generales del China Daily del 1° de mayo al 31 de octubre de este año superaron los $4,4 millones».

La fuente detalla que el uso de tales fondos se dividió de esta manera:

  • Impresión, publicidad y distribución: $3,1 millones
  • Nóminas y otros gastos operativos: $1,3 millones

El artículo puntualiza, asimismo, que «The Wall Street Journal, Los Angeles Times, Foreign Policy y Seattle Times, fueron algunos de los destinatarios notables. Los Angeles Times, [por citar un caso], recibió $340 000 para anuncios y $111 501 para imprimir periódicos en ese período de tiempo».

En este mismo sentido, el portal ERBN remarca, igualmente, que «en total, el Partido Comunista Chino gastó casi $4,5 millones en su propaganda en Estados Unidos solo a través del periódico China Daily». Y que en «el Wall Street Journal, por ejemplo, el PCC ha estado promocionando a Bill Gates [y] su narrativa sobre la llamada pandemia del COVID-19».

ERBN añade que «el Partido Comunista Chino también utiliza el sitio web del Wall Street Journal para promover (indirectamente) la Iniciativa Belt and Road del partido, un programa de desarrollo de varias décadas para crear las “ciudades inteligentes” y la región de libre comercio de la ONU-Eurasia».

La publicidad disfrazada y sus antecedentes

Como era de suponer, las mencionadas prácticas del PCC no son cosa de ahora. Tal como revela The Epoch Times en el mismo artículo, «en los últimos años, China Daily ha gastado millones en la ejecución de suplementos, llamados China Watch, que contienen propaganda disfrazada de noticias en los principales medios de comunicación de los Estados Unidos».

Aunque investigadores de la influencia china en nuestro país dijeron en 2018 que «es difícil decir que el material de China Watch es un anuncio», reportes financieros del China Daily ante el Departamento de Justicia «muestran que pagó más de cuatro millones a The Washington Post y casi seis millones a The Wall Street Journal desde noviembre de 2016. Asimismo, que pagó a The New York Times unos $50 000 en 2018».

Según trascendió en el propio artículo, «The Washington Post y The New York Times dejaron de publicar anuncios publicitarios a principios de este año, [mientras que] The Wall Street Journal, Foreign Policy y LA Times no respondieron a las solicitudes de comentarios de The Epoch Times».

Desde febrero pasado, otros ocho medios de prensa chinos han sido designados como misiones extranjeras en nuestro país. Sobre el particular, el secretario general Xi Jinping dijo: «Los medios propiedad del partido deben encarnar la voluntad del partido, salvaguardar la autoridad del partido. En resumen, mientras que los medios occidentales están en deuda con la verdad, los medios de la República Popular China estamos en deuda con el Partido Comunista Chino».

La trastienda del China Daily

Con sede en Beijing, el China Daily pertenece al Departamento de Publicidad del Partido Comunista Chino y forma parte del mecanismo de propaganda mundial del país asiático, que ha invertido casi siete mil millones de dólares en campañas de este tipo.

Según detalla The Epoch Times en otro de sus artículos, “Periódico de propaganda chino pagó millones de dólares al Washington Post y a The Wall Street Journal”, desde 2017, «el Gobierno de China ha gastado unos $35 millones de dólares solamente en el China Daily», órgano registrado en FARA desde hace más de 35 años.

Al estar acreditado como agente extranjero en nuestro país, la ley le exige proveer copias de toda la propaganda que realice al Departamento de Justicia, así como presentar un informe, dos veces al año, acerca de los gastos realizados en EE. UU. Precisamente por estas dos razones es que se conoce el monto de dinero que ha destinado al pago de los citados medios de prensa estadounidenses.

A tenor de como están las relaciones bilaterales entre los Estados Unidos y China, empeoradas por la pandemia del coronavirus y sus consecuencias, está claro que conviene examinar muy de cerca las actividades propagandísticas de Beijing en nuestro suelo. Ya bastante tenemos con la dependencia económica relativa a la cadena de suministro como para tener que aguantar semejante publicidad en nuestro patio.

Innegablemente, los medios de prensa norteamericanos involucrados en las prácticas del China Daily, consciente o inconscientemente, deberían llamarse a capítulo y reaccionar. Porque ninguna publicación local, por más grande o pequeña que esta sea, debería hacerle el juego a Beijing, justo cuando necesitamos lo contrario. Hay que despertar del letargo, señores. ¡Es momento de actuar!

Dr. Rafael Marrero

CEO Inc. 500 - Experto nacional # 1 en contratación federal - Multipremiado economista - Asesor financiero - Autor del bestseller de Amazon "La salsa secreta del Tío Sam" - Columnista de varias publicaciones - Comentarista de noticias en radio y televisión.

This Post Has 0 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back To Top