skip to Main Content
"Positioning your Small Business with the World’s Biggest Customer"®
Tecnología Para La Salud

Tecnología de la información en salud: alta demanda en el mercado federal

Los servicios de tecnología de la información para la salud son cada vez más demandados por agencias federales de los Estados Unidos.


tecnología de la informaciónAhora más que nunca, las pequeñas empresas especializadas en tecnología de la información (TI) tienen una gran oportunidad de hacer negocios en el terreno de la contratación con el Gobierno de los Estados Unidos, ya que la demanda de este tipo de servicio está creciendo cada vez más entre ciertas y determinadas agencias federales.

Departamentos como el de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus siglas en inglés), y el de Asuntos de Veteranos (VA, por sus siglas en inglés), están entre los más necesitados de TI con una proporción de gastos tendenciosamente mayor en los últimos años, sustentada por el desarrollo de la nube y otras tecnologías emergentes, e impulsada por la actual pandemia de coronavirus.

Haciéndonos eco del artículo “Una apuesta saludable”, recientemente difundido por BizJournals, cabe mencionar que en el caso concreto del VA, el gasto total en TI ha pasado de un 4,3 % en el año fiscal 2018 a un 14,5 % previsto para el 2022, hecho que demuestra que «las crecientes necesidades de este servicio están generando una ola de adquisiciones multimillonarias», según indica la nota.

Proyectos demandados de tecnología para la salud

Desde antes de la pandemia, los servicios de tecnología de la información orientada al campo de la salud ya eran bastante demandados, sin embargo, ahora lo son mucho más debido al uso cada vez mayor de registros médicos electrónicos, el riesgo de ciberseguridad de los teléfonos inteligentes y otros dispositivos, y la creciente necesidad de contar con almacenamiento en la nube.

A esto también hay que añadir el progresivo interés en las tecnologías emergentes (como la inteligencia artificial y el aprendizaje automático), las vulnerabilidades observadas en la prestación de atención médica y los repuntes en la utilización de la telemedicina, tal como subraya el mismo artículo de BizJournals.

Tomando como base ese escenario, no es de extrañar entonces que los grandes contratistas del Gobierno estén gastando (y planeando gastar) miles de millones de dólares en TI procedente del sector privado, en el que, sin lugar a dudas, las pequeñas empresas de software y tecnología de la información despuntan como unas de las más beneficiadas.

Aunque hay un sinnúmero de servicios potencialmente interesantes, hagamos referencia ahora a las cinco prioridades de adquisición de TI por parte de las agencias federales en el presente año fiscal:

  1. Modernización de las historias clínicas electrónicas
  2. Operaciones de usuario final de TI
  3. Aplicaciones de operaciones de TI
  4. Red de operaciones de TI
  5. Servicios de seguridad empresarial

Cambio de paradigma en la tecnología de la información

En lo que respecta al uso de la tecnología de la información en la industria sanitaria, expertos coinciden en que no se trata de mover datos de una plataforma de TI a otra, sino de un cambio de paradigma en la forma en que el Gobierno compra tecnología.

«Hoy en día ─señala el artículo en cuestión─ las agencias [federales] están desembolsando más [dinero] por software que puede adaptarse en la nube que por hardware inmutable que se encuentra en un escritorio».

Esto ha conllevado a que algunos servicios, como el de ciberseguridad, sean hoy más esenciales que nunca, y si a estos se los combina con otras de las prioridades antes mencionadas, podría decirse que las oportunidades comerciales para empresas de esta rama son realmente muy grandes.

Pongamos como ejemplo el caso citado por el presidente y CEO de Swish Data of McLean, Monty Deel, referente al trato que hiciera el Departamento de Asuntos de Veteranos con McAfee, Corp. y FCN, Inc. Resulta que estas empresas les proveerán al VA servicios de ciberseguridad y protección en la nube durante cinco años por, nada más y nada menos, que $281 millones de dólares.

Definitivamente, esto no hace más que demostrar cuán prominentes se pueden volver las firmas que proporcionan este tipo de servicios. «Cuando empiezas a pensar en implementar todas estas herramientas, hay un punto sin retorno», apuntó Deel en referencia a las agencias federales que están haciendo un gran uso de estas tecnologías; uso equivalente a millones de dólares por concepto de contratación y que responde a la necesidad de implementar nuevas estrategias en lo que expertos llaman salud avanzada.

Gastos federales en tecnología de la información para la salud

Datos suministrados por Deltek y difundidos por BizJournals señalan que los gastos federales de TI en la rama de la salud pasarán de $7,8 mil millones en el año fiscal 2020 a $9,2 mil millones en el año fiscal 2022 para una tasa anual de crecimiento de un 8,7 %.

Es que, entre otras razones, el 2020 devino un año cambiante en todos los sentidos a razón del coronavirus. En este 2021, al continuar la pandemia, la necesidad de contar con lo último en tecnología de la información en el sector de la salud sigue siendo un imperativo, ya que no solo hay que continuar rastreando la propagación del COVID-19, sino también la respuesta al virus en toda la nación.

Justo en medio de la pandemia, el 10 de abril de 2020, el Departamento de Salud y Servicios Humanos lanzó el HHS Protect, un sistema de datos específicamente creado con tales objetivos, capaz de canalizar datos de 200 fuentes distintas en una sola plataforma, así como de monitorear el número de casos a nivel nacional, el porcentaje de camas de pacientes hospitalizados por el COVID-19, y los resultados de las pruebas de diagnóstico, entre otras estadísticas esenciales.

Infraestructura tecnológica en el mercado federal

Aunque el debate sobre la actualización de la infraestructura tecnológica federal ha abarcado cuatro administraciones presidenciales e innumerables iniciativas legislativas, según el reporte de BizJournals, todavía queda mucho por hacer. Sin embargo, esto podría estar cambiando con la respuesta a la pandemia de coronavirus y también con la inclusión de la ciberseguridad en el presupuesto fiscal para 2022.

Según Jerry McGinn, director ejecutivo del Centro de Contratación Gubernamental adjunto a la Escuela de Negocios de la Universidad George Mason, la dinámica que impulsa la modernización de la TI de salud precedió a la pandemia, pero también continuará mucho después de que esta termine.

Siendo así, quedan abiertas desde ya numerosas y lucrativas opciones de contratación gubernamental para las firmas que ofrecen este tipo de servicio; oportunidades que, igualmente, están al alcance de pequeñas empresas interesadas en hacer negocios con el Gobierno y que ningún emprendedor debería desaprovechar si realmente quiere montarse en la cresta de la ola que involucra al sector de la salud en el contexto del mercado federal.

Dr. Rafael Marrero

CEO Inc. 500 - Experto nacional # 1 en contratación federal - Multipremiado economista - Asesor financiero - Autor del bestseller de Amazon "La salsa secreta del Tío Sam" - Columnista de varias publicaciones - Comentarista de noticias en radio y televisión.

This Post Has 0 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back To Top